La plantilla del Salerm se conjura para volver a asaltar el liderato ante un peligroso Ceuta

77
Entrenamiento del Salerm. Foto José Manuel Cabezas

El Salerm Puente Genil se mide este miércoles, a partir de las 17,45 horas, en el Estadio Manuel Polinario, a la AD Ceuta, en el partido correspondiente a la 20ª jornada del grupo X de Tercera División aplazado en su día por el encuentro de Copa del Rey que tuvo que disputar el equipo ceutí ante la Real Sociedad.

El duelo es importante para los intereses de ambos equipos. De ganar, el Salerm recuperaría el liderato tras el empate cosechado el pasado sábado en Conil, y además, de hacerlo distanciaría en diez puntos al cuadro de la Ciudad Autonóma, actualmente quinto clasificado a siete puntos de los rojinegros. Por su parte, el equipo ceutí, con algunas bajas importantes, llegará a Puente Genil con la intención de resarcirse deportivamente tras los dictámenes desfavorables del Comité de Competición, Apelación y TAD, que desestimaron sus pretensiones en la reclamación por la alineación indebida de su jugador «Benji», realizada por el Salerm tras el primer encuentro de liga, un partido que los de José Juan Romero ganaron sobre el césped (4-3) pero perdieron en los despachos (0-3).

En el Salerm han querido pasar página sobre asunto y lo que más preocupa es el horario del encuentro, impuesto por la RFEF en un día laborable, circunstancia que previsiblemente restará afluencia de espectadores a las gradas del Polinario; así como el arbitraje, dado que en las últimas semanas las decisiones de los trencillas no están siendo benévolas con los intereses del equipo pontanés. Diego Caro, que seguramente efectuará rotaciones dado el enorme derroche físico del pasado sábado y el partido del próximo domingo ante el Sevilla C, no podrá contar con el meta Cristian, expulsado ante el Conil, aunque recupera a Migue García y Álvaro Pérez, que no pudieron jugar en tierras gaditanas al estar sancionados.

Desde el club se ha hecho un llamamiento a la afición para que, en la medida de lo posible, acuda al campo a animar al equipo, dada la importancia de un encuentro que podría permitir al Salerm dar un paso importante en sus aspiraciones de play-off ante un rival directo en esa pugna.