Morillo acusa a IU de no haberse preocupado por las trabajadoras de ayuda a domicilio en los últimos 20 años

142

La concejala socialista Verónica Morillo, ha salido al paso de la nota de prensa emitida por Izquierda Unida, en la que la formación insta al Ayuntamiento a solicitar a la Delegación Territorial de Salud que agilice el proceso de vacunación para vacunar de manera inmediata a trabajadoras de ayuda a domicilio y a las personas dependientes a las que atienden, por ser colectivos de riesgo, y ha indicado que dicha petición ya fue cursada a la Junta con fecha 28 de diciembre de 2020, justo un día después de arrancar el proceso de vacunación en Andalucía.

Del mismo modo, la edil que dirige la delegación municipal de gestión de empresas públicas, también ha respondido a las acusaciones de IU “que ha puesto en duda los derechos laborales de los trabajadores y trabajadoras de Sodepo, sobre todo las de ayuda a domicilio”, mostrando su alegría “porque ahora IU se una al carro del que el PSOE lleva tirando desde que empezamos a gobernar, ya que durante 20 años no se han preocupado por estas trabajadoras”.

“Sodepo se crea en 2001, pero en esa fecha no existía convenio colectivo, y fue a partir del momento en el que comenzó a gobernar el PSOE, en 2011, cuando empezamos a trabajar con el comité de empresa, hasta que en 2015 se consensuó y entró en vigor dicho convenio aplicable a todos los trabajadores y trabajadoras de la ayuda a domicilio”, dijo Morillo, quien indicó que entre esos derechos laborales cabe destacar “el reconocimiento de asuntos propios, un plus de kilometraje por los desplazamientos que hacen entre domicilios, un plus de transporte, reconocimientos de festivos, reordenación de su sistema retributivo, medidas de conciliación familiar y laboral, y otros más…”.

“En estos 20 años, IU no se ha preocupado por reconocer ni luchar para que se pudieran aplicar estos derechos a estas trabajadoras, con lo cual, ahora llegan tarde, ya que esto pudieron hacerlo en su etapa de gobierno, donde tuvieron la capacidad y la potestad para ello”, señaló la concejala, quien afirmó que “es una pena que lo hagan 20 años después y haciendo demagogia y una oposición fácil”. “Es fácil gestionar emociones pero no partidas presupuestarias, por eso seguiremos trabajando para la mejora de los derechos laborales de las trabajadoras de Sodepo”, concluyó.