Fallece Francisco Chacón Villafranca, empresario que impulsó la expansión comercial de «Membrillo El Quijote»

679

Puente Genil llora hoy la pérdida del empresario local Francisco Chacón Villafranca, quien nos ha dejado a los 80 años de edad. Francisco era un hombre muy conocido en nuestra ciudad por su vinculación a la firma Membrillo El Quijote, una de las grandes empresas de nuestra localidad, en la que durante décadas desempeñó tareas de responsabilidad en el plano de la dirección y gestión comercial, siendo uno de los artífices del proceso de modernización y transformación tecnológica de la entidad, que ha permitido a esta empresa convertirse en una de las grandes referencias del sector del dulce de membrillo, con una destacada expansión internacional por numerosos países.

Francisco Chacón era tataranieto de Rafael Rivas, fundador de Membrillo El Quijote a mediados del siglo XIX, por lo que desde siempre centró su actividad profesional en esta empresa de clara vocación familiar. Entre sus logros destacó no solo la apertura de nuevos mercados, sino también la creación de nuevos productos ligados al dulce de membrillo, como uno especial sin azúcares añadidos para diabéticos, y otros con textura similar al membrillo empleando distintas frutas. Gracias a su perseverancia, insistencia, tenacidad, calidad del producto y buen servicio, Francisco Chacón consiguió que Membrillo El Quijote tuviera presencia en los grandes supermercados nacionales, un logro que permitió a la empresa dar un salto de calidad y ser conocida a todos los niveles, promocionando más si cabe el nombre de Puente Genil.

En el plano más personal, también fue una persona con inquietudes políticas siendo candidato al Senado en la lista de Alianza Popular en 1986. Precisamente, desde el PP se ha querido honrar su figura subrayando que Francisco Chacón fue “un gran empresario al que siempre agradeceremos haber puesto nuestras ideas y su iniciativa empresarial al servicio de España”.

Sin duda, un hombre con una gran vocación de servicio a nivel empresarial, por la que siempre será recordado. Descanse en Paz.