Llegan las rebajas de invierno, con los comerciantes pendientes de las nuevas restricciones que marque la Junta

67

Finalizadas las fiestas navideñas, llega el turno de las rebajas, una época del año siempre esperada por los comerciantes, que este año tiene más incertidumbre si cabe a la espera de ver qué decisiones toma la Junta en lo relativo a la adopción de nuevas restricciones de movilidad ante el repunte de contagios, algo que se mira con lupa en Puente Genil dado que muchos comercios de la localidad cuentan con clientes procedentes de localidades limítrofes de la comarca, que en estos últimos meses no han podido visitar el municipio con asiduidad debido a los confinamientos perimetrales.

Por el momento, las previsiones de las asociaciones de comercio para las rebajas de invierno es que los descuentos oscilen entre el 50 y el 60%, aunque el gasto caerá notablemente con respecto al año pasado. El textil, calzado, complementos y productos del hogar, ocio y tiempo libre, volverán a ser los productos más demandados según un informe elaborado por la Unión de Consumidores de Andalucía (Ucauce).

También hay que tener en cuenta el auge del comercio electrónico, que continúa aumentando su cuota y se hace cada vez más presente en las rebajas. Con respecto a las recomendaciones, las Unión de Consumidores de Andalucía recuerda que los establecimientos deben admitir devoluciones durante toda la temporada, incluidos los periodos de rebajas. Además, si el establecimiento admite el pago con tarjetas durante el resto del año, también debe aceptarlo durante este periodo.

Las reducciones de los precios se deben consignar exhibiendo, junto al precio habitual y sin superponerlo, el precio rebajado de los productos. Por otra parte, cuando se trate de una reducción porcentual de un conjunto de artículos, bastará con el anuncio genérico de la misma sin necesidad de que conste individualmente en cada artículo ofertado. El establecimiento también debe indicar las fechas de comienzo y el final de las rebajas. Los artículos que estén deteriorados por alguna causa, o los que no estuvieran dispuestos en el establecimiento para la venta al consumidor con un mes de antelación a la fecha de inicio de la venta no podrán ser vendidos como rebajas.  Del mismo modo, se aconseja a los consumidores que hagan un consumo sostenible, responsable, consciente y solidario con los demás.